• Karla Cruz

Camila


Saúl y Camila, dos viejos amigos se reencuentran en el aeropuerto por casualidad, reviven recuerdos y sentimientos del pasado, heridas y confesiones salen a la luz…


Camila fue parte de #TrilogíaMujer, tres obras de teatro que se estuvieron presentando el año pasado en el Foro Juana Cata, por motivo de la pandemia y el confinamiento, regresa la puesta en escena vía internet. Rodrigo Verástegui destaca en la dirección y dramaturgia. Se presenta los miércoles a las 8:00 pm en vivo desde el Juana Cata y atreves de la pantalla para comodidad de todos nosotros. Los boletos se pueden adquirir en camilaobra.boletopolis.com y tienen un costo que va entre $100 y $200.

Camila (Monserrat Figueroa), Saúl (Emilio López Luna) y la música original de Alberto Maldonado hacen una interacción magistral, sus actuaciones y los cambios tenues de luz son los únicos elementos que necesita la obra para llevarnos de la mano hasta el final. El vestuario de Camila nos indica que es religiosa, Saúl por su parte es un chico desaliñado con una voz fuerte y grave que curiosamente contrasta con la dulzura de Camila. Ella viene de España a México a visitar a su familia. En el aeropuerto de regreso a Madrid se encuentra con Saúl, un viejo amigo que está herido por las pérdidas de su pasado.


En el centro del escenario, solo iluminados por una luz tenue, se encuentran Camila y Saúl, ella es monja, Saúl se dirige a New York. En una hora ellos sacarán desde dentro sus heridas, temores y pasiones, revivirán momentos y recuerdos entrañables de su pasado.


Esta puesta en escena se presenta en su forma más íntima, la iluminación y la música indican los cambios de época, los personajes reviven sus recuerdos de adolescencia, solo utilizan sus cuerpos y su voz para llevarnos de la mano a su pasado. Los minutos son un factor importante en la intensidad en la que los personajes van liberando sus diálogos más emocionales.

Foto: twitter.com/CamilaObra

Es una obra que te lleva de la mano. Los espectadores parpadean por pura biología, no querrás perderte ningún dialogo, el desarrollo de la obra no te da oportunidad de percibir nada más que a Camila y a Saúl. Las personalidades de los actores tienen la fuerza suficiente para sostener la obra de principio a fin. Es una historia imperdible.


El teatro es interacción humana, es amor y respeto, debido al covid, las obras del foro Juana Cata se presentan vía internet. Apoyemos el teatro independiente, nos necesita.

Entradas Recientes

Ver todo